La tecnología y colaboración consiguen hacer que Nestor+ sea una realidad